¿Por qué las terapias tradicionales no sanan?

Es posible, que te preguntes ¿por qué las terapias tradicionales no sanan?, pues ves que, en muchos casos, el enfoque terapéutico queda corto en el manejo de niños y jóvenes con dificultades de aprendizaje.

En ocasiones, los padres observan que no evolucionan y, por el contrario, tienden a empeorar. Esto es fácil de detectar, pues los padres ven que frente al proceso terapéutico, sus hijos se encuentran muy desmotivados, ansiosos y deprimidos.

Entre otros, porque les plantean una serie de actividades rutinarias, con las que no se sienten plenamente identificados y motivados; se trata de actividades sin sentido, acompañadas de charlas aburridas que no destacan la potencialidad del niño y que no atienden la verdadera organización cerebral del chico.

A lo anterior se suma la frialdad en las relaciones del profesional con el niño, pues no logran establecer un vínculo asertivo y afectivo.

Por eso, muchas veces el niño siente que está frente a una persona que no lo quiere ayudar genuinamente.

Una de las metas de Pedagogía Sana es, precisamente, la idea de que debemos cambiar los esquemas, evolucionar en el abordaje de los niños y modernizarnos en los criterios de manejo y dejar claro que es fundamental educar la socioafectividad, sin la cual no es posible construir un sentido de vida.

desarrollado con amor por platinoweb b

© 2017 Pedagogia Sana. All Rights Reserved.